06 septiembre 2017

TARTA FRÍA de OREO y CEREZAS

Con el mes de septiembre tengo una relación de amor-odio, no sé si a vosotros os pasa. 

Estamos ya en la cuenta atrás para volver al cole y a la vida ordenada, por un lado, me da mucha pena volver a los madrugones, perder esa sensación de relax, de no tener prisa y de poder hacer las cosas con calma, que nos da el verano y las vacaciones, pero por otro me apetece empezar a organizar el nuevo curso, y con él nuevas rutinas y nuevas metas.


Tarta fría de oreo y cerezas

Mientras disfrutamos de estos últimos días de vacaciones con temperaturas de pleno Julio, os dejo la receta de esta deliciosa tarta fría para refrescaros un poquito y endulzaros la vuelta a la rutina.

Tarta fría de oreo y cerezas
Tarta fría de oreo y cerezas
Tarta fría de oreo y cerezas

INGREDIENTES:

  • 170 gr de galletas Oreo
  • 35 gr de mantequilla derretida
  • 500 gr de yogur griego natural 
  • 180 gr de azúcar
  • 320 ml de nata para montar con un 35% de materia grasa 
  • 1 cucharadita de pasta de vainilla 
  • 15 gr de gelatina en polvo neutra
  • 60 gr de galletas Oreo en trozos
  • 100 gr de cerezas deshuesadas
  • 50 gr de chocolate derretido

UTENSILIOS:
  • Molde de 18 cms desmoldable
  • Tira de acetato
  • Papel de hornear


Tarta fría de oreo y cerezas

ELABORACIÓN:

Trituramos las galletas y las mezclamos con la mantequilla derretida hasta formar una pasta. Forramos la base del molde con papel de hornear y los bordes con una tira de acetato, para poder manipular correctamente la tarta cuando esté lista y que al desmoldar quede perfecta. ponemos la masa cubriendo el fondo apretando con la ayuda de una cuchara, la metemos en el frigorífico mientras preparamos el relleno.

En un bol amplio mezclamos el yogur con el azúcar, lo justo para integrar.

Hidratamos la gelatina siguiendo las indicaciones del fabricante. Mientras se hidrata montamos la nata, no hace falta montarla mucho. 

Una vez que la gelatina está hidratada le añadimos un poquito de la mezcla de yogur, cuando esté bien disuelta la mezclamos con el resto, añadimos la nata con movimientos suaves y envolventes, incorporamos los trozos de galleta.

Sacamos la base de la nevera y volcamos la mousse encima, alisamos la superficie y la dejamos enfriar en la nevera un mínimo de seis horas, o preferiblemente de un día para otro. 

Una vez reposada la desmoldamos y la decoramos. Con la ayuda de un biberón o una manga ponemos un poco de chocolate derretido y encima las cerezas deshuesadas.

NOTAS:


La tira de acetato es fundamental para que podáis desmoldar la tarta y que los bordes queden perfectos. Además, al colocar el papel de hornear en el fondo, es mucho más fácil poder colocar después la tarta en una base bonita.

Podéis utilizar cualquier molde desmoldable que tengáis por casa, simplemente si tiene más diámetro la tarta os saldrá más bajita. 

Podéis cambiar las galletas por otras que os gusten pero esta combinación es ideal para amantes de las oreo y sobre todo es ideal para alérgicos a los frutos secos.

Si tenéis intolerantes a la lactosa podéis cambiar la nata por nata vegetal, simplemente recordad que debéis reducir el azúcar en 30 gramos porque la nata vegetal suele ser azucarada.

Si ya no encontráis cerezas podéis sustituirlas por otra fruta que os guste o por galletas oreo mini.

Feliz vuelta a todos, nos vemos por aquí. 



No hay comentarios

Publicar un comentario

Gracias por visitarme y molestarte en dejar un comentario. Todos vuestros comentarios son recibidos con muchísima alegría e ilusión.
Este blog no participa en cadenas de premios, ni memes pero agradezco enormemente que hayas pensado en mi.

I Love Bugs © - DISEÑADO POR HERPARK