21 mayo 2012

MERMELADA DE FRESAS - EDITADA

Hace mucho tiempo que quería probar a hacer mis propias mermeladas. Los fines de semana que tengo más tiempo, me gusta desayunar  con pan hecho en casa y mermelada, así que empezar a hacer mis propias mermeladas era el paso siguiente.

La verdad que no es nada difícil, es laborioso y necesitas estar pendiente durante todo el proceso, pero el resultado compensa. 

Recetas de mermelada hay mil, yo he hecho esta que es bastante sencilla, y para ser la primera me he quedado bastante satisfecha con el resultado.




INGREDIENTES:

  • 1 kg de fresas
  • 500 gr de azúcar
  • el zumo de un limón


PREPARACIÓN:

Limpiamos las fresas, le quitamos el rabito y las troceamos en trozos pequeños, ponemos en una olla al fuego las fresas, el azúcar y el zumo de limón. Removemos con una cuchara de madera hasta que el azúcar adquiere consistencia de jarabe, después la dejamos hervir a fuego medio-fuerte durante 20 minutos aproximadamente, removiendo de vez en cuando con la cuchara, las fresas se irán deshaciendo y el jarabe se espesará hasta convertirse en  mermelada. 

La mermelada la guardamos en botes de cristal que hemos esterilizado previamente,  lo llenamos hasta arriba que no quepa más, le ponemos la tapa apretamos lo más fuerte que podamos y los ponemos boca abajo por lo menos cinco minutos. 


NOTAS:

A mi la mermelada me gusta con trozos de fruta, si a vosotros no os gustan podéis pasar la batidora cuando tenga la consistencia deseada.

Cómo sabemos cuando está, yo lo he mirado a ojo, imagino que habrá trucos mejores pero yo lo que hago es coger un poquito con la cuchara de madera y ver la consistencia de la gota cuando cae, más o menos como el almíbar, al principio cae muy rápido y a medida que se va haciendo las gotas son más densas y caen más despacio.

Una vez que los botes están fríos podéis guardarlos en la despensa, no hace falta frío.

Si os gustan las etiquetas de la foto podéis ver donde las he descargado aquí.


5 comentarios

  1. El truco clásico para ver si está hecha es tener un plato en el congelador y dejar caer la gota encima. Como está frío, si la mermelada está hecha, de forma inmediata se cuaja con la consistencia que tendrá al acabar de enfriarse.

    ResponderEliminar
  2. Mmm, con lo que me gusta...te ha quedado estupenda! un besico

    ResponderEliminar

Gracias por visitarme y molestarte en dejar un comentario. Todos vuestros comentarios son recibidos con muchísima alegría e ilusión.
Este blog no participa en cadenas de premios, ni memes pero agradezco enormemente que hayas pensado en mi.

I Love Bugs © - DISEÑADO POR HERPARK